h1

Enrique Vilches, una retrospectiva

22 diciembre, 2013

Poca gente recordará a Enrique Vilches cuando muera. El mundo del arte no rendirá tributo a este genio maldito. No recibirá los honores que merece. Sirva este post como enmienda a semejante injusticia.

Seguramente su nombre no os diga nada, pero su obra es más conocida de lo que os pensáis. Prolífico como pocos, Vilches viaja cada año desde su Cebreros natal hasta el Teatro Real de Madrid, donde cada 22 de diciembre presenta en sociedad su nueva performance ante un público poco atento, más pendiente del Gordo de Navidad que de la mordaz crítica de la miseria humana.

Dada la amplitud de su obra, me centraré en su etapa más tardía, que abarca de 2010 a 2014.

A principios de década, el gran Vilches se presentaba al Teatro Real con una de sus obras más impactantes, a la que tituló “Belén Esteban”

.Imagen

“Soy Belén Esteban y vengo buscando la fortuna”. Escueto y demoledor a partes iguales. La actuación de don Vilches causó auténtico revuelo entre los presentes, dada la precisión de la caracterización. Muchos pensaron que se trataba de la auténtica Princesa del Pueblo. Boom. Bofetón en la cara a todo un país.

En 2011, Vilches optó por una línea continuísta y deleitó a los madrileños con su magna obra “Duquesa de Alba”.

Imagen

“Soy Enrique Vilches de Cebreros, y con gran admiración hoy la representa DUQUESA DE ALBA, y con su suerte EL GORDO obtendré”. Bellísima composición lírica de rima (muy) libre que hizo llorar a más de uno. Esta vez fue acompañado por un aprendiz del Maestro que interpretaba a Alfonso Díez, marido de la Duquesa. Tal fue la admiración de esta representación que nadie reparó que a su lado estaba el alto de El Dúo Sacapuntas.

Este año fue recordado por la proliferación de jóvenes talentos que intentaban imitar al genio Vilches. La Generación de 2011, como se les bautizó, no logró hacer sombra al Mortadelo de Cebreros, pese a lo interesante de sus propuestas.

Imagen

Imagen

Y mi favorito, el ecuatoriano Lenin:

Imagen

Y llegó 2012. La cima creativa de Don Enrique. Un antes y un después en su obra. Después de su Homenaje a Miliki ya nada volvió a ser lo mismo.

Imagen

No pocos críticos de arte rechazaron frontalmente el texto que lucía Enrique: “Soy Enrique Vilches de Cebreros. Vengo vestido de “Miliki” para rendirle un homenaje, que me toque el Gordo y al año que viene venir de traje”. Consideraban que al rimar “homenaje” y “traje”, Vilches se había vendido, se había vuelto demasiado comercial. Pobres diablos. No entendieron que era eso precisamente lo que criticaba.

Un olvidado vídeo en Youtube da fe de lo incomprendido que era El Maestro. ¿Adelantado a su tiempo? Seguramente. (Nota: Vilches aparece dos veces en el vídeo. Recomiendo encarecidamente verlo entero, por ser un auténtico retrato de España).

Y con 2013 llegó el drama. Don Enrique Vilches de Cebreros, ya octogenario, acusa los recortes en cultura. La crisis ha hecho mella de forma considerable en su obra, y nos muestra a un genio en decadencia. Una sombra de lo que fue. Su obra “Vengo de campesino” fue recibida con frialdad por los círculos artísticos de Madrid. La buena noticia es que se intuye un relevo generacional en su acompañante, que eclipsó totalmente al Maestro.

Imagen

Imagen

En nuestra mano está que Don Enrique Vilches de Cebreros reciba el reconocimiento que merece y no fallezca en la indigencia, convirtiéndose en el Van Gogh de nuestra época. ¡Suerte, Maestro!

h1

Internet para señoras

26 noviembre, 2013

Hoy es una de esas tardes en las que tienes que limpiar la casa y encuentras cualquier excusa para no hacerlo. Normalmente me sentiría culpable al ver que las cucarachas de mi cocina entran con chanclas para no pillar hongos, pero es que, hoy sí, he encontrado una excusa buenísima para aplazar sine die la fumigación de mi hogar.

Júlia Cot me ha pasado este enlace:  vuelve Furor, el programa que antaño presentó Alonso Caparrós. Y lo hace por todo lo alto: en discotecas. Imagino que harto de tantas ofertas, el bueno de Alonso ha decidido que hacer el programa en un garito es lo que Furor necesitaba. Tiene sentido, desde que se prohibió beber alcohol en pantalla.

Furor 2.0 (curioso nombre para un formato que prescinde de cualquier tipo de tecnología) era un programa que la sociedad pedía a gritos. De ahí que haya conseguido reunir en un mismo lugar a la crème de la crème del panorama televisivo: Kiko Matamoros, Makoke (¿?), Alicia Senovilla… ¡Ep! ¿Alicia Senovilla? ¿Está viva? Sí, amigos: está más viva que nunca. Tiene twitter, y en su biografía enlaza a su blog, la web más maravillosa que he leído jamás. Resulta que Alicia está viviendo un momento dulce en su carrera. Tanto que ha decidido aparcarlo todo y realizar un curso, atención, de Comunity Manager. Alicia debe haber escuchado que eso es el futuro, y como señora de 70 años atrapada en el cuerpo de una de 40 y pico (siendo generosos) ha decidido que debía relatar todos sus descubrimientos en un blog: http://senovillali.wordpress.com/

El título de su primer post ya demuestra que Alicia conocía en profundidad el tema.

Image

Y si sigues leyendo, incluso sorprende su dominio en el tema de redes sociales.

Image

Hahaha! A quién no le ha pasado eso, ¿verdad?

Alicia explica que se sintió fascinada y agobiada por el número de redes sociales que existen. Así lo demuestra con esta frase:

Image

Me gusta mucho el estilo de Alicia. Todos hemos dudado cómo se acentúa una palabra en la que alargas una letra para enfatizar. Ante el temor de si hacía lo correcto, Alicia decide acentuar todas, en una palabra que no lleva tilde. De este modo no hay duda: está mal, seguro. Genio.

Nuestra amiga Alicia explica que tiene Twitter, de una manera tan concisa que asusta. Estas son las sensaciones que sintió cuando recibió una de sus primeras menciones.

Image

¡Exacto! ¡Esa es la definición exacta de Trending Topic!

Con un notable sentido del humor, ilustra de la siguiente manera cómo se sintió ante las posibilidades que le ofrecía esta red social.

Image

Incluso se permite bromear con ingeniosos comentarios.

Image

¿Twitter y juegos de palabras? ¡Logro desbloqueado, Alicia! ¡Lo has entendido a la primera!

El blog es un sinfín de perlas de conocimiento que os recomiendo a todos. Gracias, sin duda, al buen hacer de los profesores del curso. Fijaos en el nivel: sólo un mes y medio después del inicio explicaron a los alumnos en qué consiste una web que acaba de crearse… Facebu… Fesbur… Algo así. Como si de Cristóbal Colón se tratara, Alicia plasma de la siguiente manera cómo se sintió al descubrir una cosa que apenas unos pocos miles de millones de personas conocen.

Image

Seguiré atento a esta web, que amenaza a Wikipedia como primera fuente de conocimiento en internet. ¡Nos “tuteamos” en Twitter, amigos!

h1

El taxista guerrero

4 enero, 2013

Ayer cogí un taxi.

Seh. Sabía que después de un año y medio sin actualizar el blog debía volver con algo muy potente. Pues ahí tenéis vuestra historia: AYER COGÍ UN PUTO TAXI.

Por si ya de por sí esto no fuera impresionante, resulta que el taxista cambió mi vida. Me subí al taxi, le indiqué mi destino y, durante cinco minutos, el trayecto se realizó en el más absoluto de los silencios. Hasta que de pronto, sin previo aviso, el taxista hizo la siguiente afirmación:

Me gustaría vivir una guerra.

Así, sin más. Detecté que la cosa se ponía interesante, así que rápidamente me puse a grabar un vídeo. Ésta es la conversación que siguió a su gran primera frase.

“A todo el mundo al que no haya sufrido en la vida, me lo cargaba”. Amén.

h1

Colaboración en Papanatos

30 mayo, 2011

Papanatos es una web de humor, capitaneada por Antonio Castelo, que apuesta por el contenido exclusivo. Desde hace tres semanas colaboro con una serie de artículos que llevan por nombre En Mi Contra.

La idea es sencilla. A mí siempre me han encantado las entrevistas que aparecen en la contraportada de La Vanguardia, que llevan por título La Contra. Son entrevistas muy peculiares, con unas preguntas que fluyen. Es más una conversación que una entrevista al uso. Mi sueño siempre ha sido que me entrevistaran en la Contra. Pero claro, no soy nadie. “Hoy entrevistamos a un tío con gafas”. A priori, no es muy atractivo. Además, incluyen foto, con lo cual sería mucho menos atractivo.

Así que he decidido tomarme la justicia por mi mano. Cada semana selecciono una entrevista de La Contra, copio las preguntas, y las respondo como si me la hicieran a mí. Es algo patético, lo sé. Pero es lo más cerca de conseguir mi sueño que voy a estar.

Echadles un vistazo, anda. La primera, En Mi Contra #1: Chimpancés. La segunda, En Mi Contra #2: Hacker. Y la tercera, En Mi Contra #3: Reproducción Asistida.

h1

Piratas ciegos

19 abril, 2011

En Internet hay muchas, muchas injusticias: que los gatitos que salgan sean tan adorables, y los que merodean por mi calle sean tan hijos de puta; que el vídeo de un niño mordiendo el dedo a otro tenga millones de visitas, y mi videoclip tenga muchas menos; o que el voto de la gente del Foro Eurofans valga igual que el mío.

Sin embargo, hay una injusticia mucho mayor, y es que los invidentes no tengan el mismo derecho que los demás a bajarse series. Y eso que la imagen típica de un pirata es la de un tío con un parche. Es decir, medio ciego. Pues bien, mirad qué me pasó ayer, intentando bajarme el último capítulo de The Office.

Entré en una web tipo Megaupload o Rapidshare. Pasado el minuto de espera de rigor, tuve que escribir el captcha, esas palabras normalmente sin sentido que te obligan a escribir sin ningún error, para evitar que ¿un robot? se descargue series (todo el mundo sabe que Terminator estaba enganchadísimo a Mujeres Desesperadas).

Las palabras a escribir eran las siguientes:

JENKINS PMEJO

Entonces vi que existía la opción mediante la cual una voz te lee las palabras, para la gente con visión reducida. Cliqué encima, y esto es lo que pasó.

Como no entendí lo que decía, refresqué la página para generar otras palabras.

Y una tercera vez.



Señor Zapatero, ¿no piensa hacer nada al respecto?

h1

Luis Gaspardo

1 abril, 2011

Va, me pongo serio un ratito.

Siempre me ha alucinado el mundo de la caricatura. Soy de Barcelona, y siempre he querido hacerme una caricatura en Las Ramblas, pero me daba vergüenza sentarme en medio de todo el mundo, viendo a un desconocido fijarse en mis defectos para exagerarlos. Quizá me hacía la cabeza más grande, o la mirada más de mónguer, o me hacía parecer que follo menos.

Hace cosa de un año, gracias a Berto Romero, descubrí a Luis Gaspardo. Me enseñó los dibujos que le había hecho a él o a Buenafuente. Dibujos como éste, éste o éste.

Hace unos meses, el propio Gaspardo, al que sigo en twitter, me dijo lo siguiente:

Le dije que “no hay huevos”, y él me pidió algunas fotos para empezar a trabajar. Y nada, hoy, justo cuatro meses después, me enviaba su obra de arte.

No tengo palabras para expresar la ilusión que me ha hecho. Algún día le devolveré el esfuerzo. No sé cómo. Porque, además, el tío me hizo un segundo dibujo, en el que me metía en la piel de Cyrano de Bergerac porque “escribes para que otro enamore a tu enamorada”, haciendo referencia a mi trabajo como guionista.


Ya puedo decir que el gran Gaspardo me ha hecho un retrato. Gracias, figura.

Y además, ha conseguido que actualice el blog.

h1

Japón y Piqueras

12 marzo, 2011

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 46 seguidores